Aspectos que Debes Conocer sobre Cómo Funciona tu Cerebro ¿Mandas tú o Manda él?

Originalmente publicado en Why not Pilates?:

A pesar de que éstos sean días de descanso y muchos andan desperdigados por distintos lugares aprovechando esos días libres de Semana Santa, yo, como los últimos 80 viernes de manera consecutiva, acudo a mi cita semanal de las 12:00 por si queda alguien con ganas de leer sobre movimiento consciente, Pilates y actividad física .

Ésta, ha sido una semana corta, una semana diferente. Así que posiblemente éste sea un post diferente. A pesar de que hace un par de semanas cuando te hablaba de “15 pequeños cambios que podrías realizar que mejorarían la salud de tu espalda” uno de los primeros era que te deshicieras de tu televisión, un documental de la tele me ha dado la idea para este post. Me topé con él hace un par de años de casualidad y me encantó. Son de esas cosas que sin buscarlas se te cruzan y…

Ver original 1.005 palabras más

No es lo que haces sino cómo lo haces

zen-stones-water

Dios está en los detalles. -Ludwig Mies Van Der Rohe

Vivimos con la sensación de que siempre hay que ir a alguna parte, que hay algo tenemos que conseguir. Andamos en automático y a velocidades alarmantes. La vida se vuelve una entidad que nos sucede a la cual simplemente reaccionamos –cual virus.

El hombre es perfecto y nada le falta, pero esta idea duerme en el centro de él.
No se da cuenta de ello pues está preso en la maraña de sus representaciones mentales.
Todo ocurre como si entre el hombre y la realidad, su actividad imaginativa hubiera tejido una pantalla. -Enseñanza Zen

Todo sucede y todo pasa mientras nosotros intentamos resolver los grandes porqués de la vida. Nos olvidamos de vivir y escogemos ignorar el hecho de que somos Magos: el cambio siempre está en uno. Buda lo dijo hace miles de años: “El mundo exterior es únicamente una manifestación de la mente en sí misma. La mente lo capta como un mundo exterior simplemente por su costumbre de seleccionar y de razonar falsamente. El discípulo debe hacerse el hábito de observar la verdadera esencia de las cosas”.

No hay afuera o adentro, bien o mal, tú y/o yo –todas entidades creadas por un sistema dualista de pensamiento. Existen todas las gamas entre uno y otro, infinitas manifestaciones del Uno que todo lo engloba– la interpretación es mente. “La falsa imaginación te enseña que cosas tales como la luz y la sombra, el largo y el alto, lo blanco y lo negro son diferentes y tienen que ser discriminadas; pero ellas no son independientes una de la otra; ellas son aspectos diferentes de la misma cosa, ellos son conceptos de relación, no la realidad.”

Observemos pues.

Queda abandonar todo silogismo y reconocernos como una paradoja más en esto que llamamos vida -la experiencia personal como contrapunto de la lógica. El universo como gran Koan: “Todas las cosas vuelven al Uno, pero ¿adónde vuelve el Uno?”

Por medio de la observación nace la comprensión de la propia naturaleza, se destruyen las barreras de la mente cartesiana, se derrumban todas las estructuras.

El (hombre) es el que medita
él es la meditación
él es la cosa sobre la que se medita.
El que conoce y lo conocido, son uno. Enseñanza Zen

Sujeto y objeto se suprimen, no existe dualidad que encadene. Todo nace, deviene y muere al mismo tiempo. En la pausa contemplativa nos damos el tiempo/espacio de aceptar las cosas tal cual son –lo que es, lo que sentimos y lo que somos como suma de todo eso–, y así entramos en contacto con lo más intimo del Ser.

La vida, según el Zen, debe de ser vivida
como un pájaro que vuela por el aire
o un pez que nada en el agua. DT Suzuki

Cuando se tiene hambre, se come, cuando se está cansado, se duerme, cuando se desea algo, se manifiesta. Todo impulso produce un eco que se traduce en acción. La clave es estar presentes, en todo momento, conscientes de todo lo que puede y significa cada acción, de todo lo que lleva a ella y todo lo que de ella deviene. La realización perfecta no se da en otra vida, se da “Aquí y Ahora”, y cuentan que esta se materializa cuando se alcanza el Satori –ese momento en que descubres que sólo existe el presente, que ahí se crean y se disuelven en un mismo instante el pasado y el futuro.

La vida como sucesión de hechos que existen todos al mismo tiempo, como manifestación del Uno que lo engloba Todo y es Nada. “Aquí y Ahora”, no hay más ni menos. Cada acción tiene su impacto, y el otro no es otro. No queda más que perder todo miedo a lo que podría ser porque ya es –sólo en los principios podemos dejar el sello de la intención.

De ahí la importancia de ser impecable con uno mismo ante todo y nada.

Twitter de la autora: @ellemiroir

Vía: Pijama Surf

Los pensamientos curan más que los medicamentos

Reclama una nueva medicina, la que tenga en cuenta la capacidad de curar de la energía, mucho más eficaz que los medicamentos. Bruce Lipton (Estados Unidos, 1944) ha conseguido aunar ciencia y espíritu. No es poco mérito el suyo si tenemos en cuenta lo “alérgicos” que son los científicos a los temas trascendentales. Es doctor en Biología Celular y fue pionero en la investigación con células madre. Sus estudios sobre la membrana celular y las modificaciones de las células según el entorno sentaron las bases de la nueva epigenética. Sus descubrimientos (que iban en contra de la opinión científica establecida de que la vida es controlada por los genes) y el estudio de la física cuántica le han llevado a criticar duramente la medicina convencional. Es autor de libros como La biología de la creencia y La biología de la transformación.

Usted asegura que la medicina convencional va por muy mal camino. ¿Tan peligrosos son los medicamentos que nos recetan?
Nos dan medicamentos para la enfermedad, pero esto causa muchos problemas en el cuerpo. Porque esta medicina basada en la farmacología no entiende cómo está interrelacionada toda la bioquímica del organismo. Cuando tomo una pastilla química y la introduzco en mi cuerpo, no solo afecta a aquel lugar donde tengo el problema, sino que afecta a muchas otras cosas a la vez. Son los llamados “efectos secundarios”. Pero, en realidad, no son secundarios sino directos. No entienden que el efecto de las drogas no solo crea un efecto sino múltiples. Según las estadísticas en EEUU, ¡los fármacos matan allí a más de 300.000 personas cada año! Y esas personas son muchas más que las que mueren por tomar drogas ilegales. Hay algo que no funciona en la ciencia médica. Hace algunas cosas bien, como la traumatología, pero está matando a mucha más gente de la que ayuda. Tiene que aprender cómo funcionan las células.

¿Y qué ha descubierto sobre las células pero que no tiene en cuenta la medicina?
Yo ya trabajaba con ellas en los años 60. Fui un pionero porque en esa época había muy poca gente trabajando en ello. Y un experimento que hice en esa época cambió la idea que tenía del mundo. Puse una célula madre en un plato petri y, como cada diez horas se divide en dos, al cabo de dos semanas, tenía miles de células, todas idénticas. Luego cogí algunas de ellas, las coloqué en otro plato y cambié el entorno celular (son más como peces porque viven en un entorno fluido). Cambié la química en ese plato y ahí formaron músculo. Después, cogí otras del primer plato y las puse en un entorno diferente, y se formó hueso, y otras se convirtieron en grasa al volver a cambiar el entorno. Entonces, la pregunta es muy sencilla, ¿qué controla el destino de las células? Todas eran idénticas, lo único que era diferente era el entorno. Cuando cojo células sanas y las coloco en un entorno nocivo, la células enferman y mueren. Si un médico las mirara, diría: “¿Qué medicina hay que darles?” ¡Pero no hace falta ninguna medicina! Les cambias el entorno nocivo, las colocas en uno sano y saludable y las células sanan. Los humanos somos una comunidad de 50 trillones de células, por tanto, la célula es el ser viviente y la persona es una comunidad. ¡El humano es un plato petri cubierto de piel!

La industria farmacéutica no quiere que sanes sin comprar sus fármacos. ¿Se puede poner energía en una cápsula?

¿Cuál es el entorno de la célula que hay que cuidar?
Dentro de mí hay 50 trillones de células y el entorno celular para nosotros es la sangre, por ello la composición de la sangre cambia el destino de la célula. ¿Y qué controla la sangre? Pues el sistema nervioso, que crea una química diferente según el sistema exterior. La célula y el ser humano son la misma cosa. Por ello, si pongo al ser humano en un entorno nocivo, igual que la célula, también enferma. Si lo trasladas a un entorno sano, entonces sana. Por tanto, la medicina culpa a las células por la enfermedad y trata de cambiar la química de las células, pero ese no es el problema, el problema es el entorno. Y si cambias a la persona de entorno, sin medicamentos, el cerebro cambia la química. El cerebro de la célula y el de la persona leen y entienden el entorno.

En un entorno sano, ¿nos curamos automáticamente? ¿Así de fácil?
No es tan fácil, porque la mente interpreta. Puede suceder que estemos en un entorno muy sano y que la mente lo lea como un entorno negativo o perjudicial. Entonces crea una química que hará a mi cuerpo enfermar. La diferencia entre la célula y el ser humano es que este tiene una mente que hace una interpretación y la célula lee el entorno directamente. Si metes un programa con errores en la mente, entonces la química que genera no está en armonía con la vida. Y esto nos sirve para entender cómo funciona un placebo. Cambio mi creencia y pienso que esto me va a sanar, tomo una píldora porque creo que esto me va a traer salud, y me mejora y me sana, pero la píldora podría ser de azúcar, en realidad no ha hecho nada, han sido mis creencias. Y a eso lo llamamos pensamientos positivos y efecto placebo.

¿Está diciendo que el efecto placebo –creer que algo nos sanará– es más curativo que un medicamento? Pero no hay casi investigaciones sobre eso.
Sí, tienes razón. ¿Eres consciente de que hay más de una manera de hacer energía sin tener que depender del petróleo? Pero seguimos dependiendo del petróleo porque no interesa el cambio a los que controlan la energía. Lo mismo pasa con las empresas farmacéuticas. Venden fármacos y ¿poder sanar sin fármacos es bueno o malo para la industria farmacéutica? No quieren que sanes sin comprar sus fármacos. ¿Se puede poner energía en una cápsula? Si fuera así, las farmacéuticas intentarían vendértela. Si puedo sanar sin usar medicamentos, la industria que los produce no gana dinero. Deberíamos poder decir que la ciencia está separada de la industria farmacéutica, pero no es así, porque con el dinero de esta se paga el desarrollo de la ciencia, y ese dinero solo va esos estudios que dicen que las drogas funcionan. El dinero controla la ciencia.

Bruce Lipton reclama una nueva medicina, la que tenga en cuenta la energía por su capacidad para curar.

Explíquenos cómo funciona ese poder que dice que tiene la mente para la autocuración.
He hablado de que la mente controla: si piensa de una manera, se va en una dirección y, si piensa de otra, se va en otra. Por ejemplo, cierro los ojos, los abro y veo a alguien a quien amo. Entonces mi cerebro segrega dopamina, oxitocina, etc. Lo puedo sentir en mi cuerpo, puedo sentir el amor, y esa química trae salud a las células. Por eso, quien se enamora se siente tan bien. Pero si abro los ojos y veo algo que me asusta, segrego hormonas del estrés. Y estas hacen dos cosas. La primera es que frenan el crecimiento del cuerpo. Porque si me está persiguiendo un león, necesito toda la energía para poder escaparme, y mi organismo apaga todo lo que no sea imprescindible para correr más rápido, así que se paraliza todo lo que tiene que ver con el crecimiento. La gente no lo sabe, pero tienes que crecer todos los días, porque, si no, te mueres. Cada día cientos de billones de células mueren y tienes que ir produciendo nuevas. Cada tres días, el sistema digestivo renueva sus células, pero si se intefiere con ese crecimiento, entonces no puedo estar sano porque estoy perdiendo demasiadas células al día, por eso la quimioterapia hace que se caiga el pelo y crea problemas de digestión, porque mata todas las células, no solo las del cáncer. La segunda consecuencia de las hormonas del estrés es que se cierra todo aquello que usa energía, y el sistema inmunitario usa muchísima energía: cuando estás enfermo, te sientes muy cansado porque tu energía la está usando el sistema inmunitario.

Si pones al ser humano en un entorno nocivo, igual que la célula, enferma. Si lo trasladas a un entorno sano, entonces sana

Eso significa que el estrés nos hace enfermar, ¿no?
Las hormonas del estrés apagan el sistema inmunitario, incluso la medicina usa este efecto en algunas ocasiones. Por ejemplo, si me trasplantaran un corazón, mi sistema inmunitario lo rechazaría. En esos casos, los médicos dan hormonas del estrés y eso impide que funcione el sistema inmunitario. Es tan claro que suprime el sistema inmunitario que lo usamos como un medicamento. Cuando la persona está bajo estrés, afecta de dos maneras: la primera es que deja de haber crecimiento y la segunda es que se apaga el sistema inmunitario. De esta forma, virus nocivos pueden atacarme fácilmente. Cuando estás bajo mucho estrés, te enfermas. Y debo decir que, si tomamos una muestra de sangre de cada persona, descubrimos que todos tenemos células cancerígenas. Las tenemos siempre, pero si está funcionando el sistema inmunitario, no pueden crecer. Una vez que se apaga el sistema  inmunitario, proliferan. Es como el catarro: no tienes que coger el virus, ya lo tienes dentro. Son organismos oportunistas. El 90 por ciento de la gente que va al médico es debido al estrés, y también el cáncer funciona igual.

Explíquenos qué es la medicina cuántica o medicina de la energía.
Como decía, la primera razón por la que la medicina de hoy es cuestionable es porque los médicos no saben cómo funcionan las células. La segunda es que la medicina está basada en la física de Newton. No reconoce la energía, esa parte invisible, las señales electromagnéticas. Pero, a principios del siglo XX, apareció la física cuántica, que dice que todo es energía, lo que podemos ver y también lo invisible. Si miras dentro del átomo, hay electrones, protones, neutrones. ¿Y qué hay dentro? Energía. La ciencia más reciente indica que el cuerpo responde a la física cuántica, no a la newtoniania. La medicina dice que quiere cambiar la química del organismo con drogas y la nueva medicina dice que hay que cambiar la energía. Y esta nueva medicina, la cuántica, es mucho más poderosa, porque responde primero el campo energético que el físico.

La mente es energía. Cuando piensas, transmites energía, y los pensamientos son más poderosos que la química

Si todo es energía, ¿los pensamientos también? ¿Cómo influyen en nuestra salud?
La mente es energía. Cuando piensas, transmites energía, y los pensamientos son más poderosos que la química. Así que esto es peor para las empresas farmacéuticas porque no lo pueden vender. Por tanto, no les interesa una conexión entre la mente y el cuerpo. Pero es cierto que las propias creencias se convierten en un campo energético, una transmisión, y esta se transforma en una señal que es capaz de cambiar el organismo. Y así es como funcionaba la sanación antes del desarrollo de la medicina. La gente sanaba con los chamanes, con las manos… pero eso no puede vender y por eso la medicina no quiere ir por ese camino. Y es la razón por la que yo cambié mi carrera. Estaba enseñando en la universidad que hay que seguir con drogas y sabía que eso no era verdad. La medicina lo conoce, pero no habla de ello. Sabe que el pensamiento positivo, el placebo, puede sanar, y también que el pensamiento negativo puede matar. Uno se llama placebo y el otro nocevo. En realidad, no es que sea positivo o negativo, es la manera de pensar. Si el médico te dice que tienes cáncer, aunque no tengas cáncer, si lo crees, crearás la química que generará cáncer. Por tanto, el problema no es tanto el entorno real sino el que tú interpretas.

Y eso enlaza con la física cuántica.
Totalmente. Por eso no funciona la medicina, porque no reconoce la ciencia cuántica. No mira hacia ahí porque el dinero está en otro lado.

Usted ha explicado que, en la mente, quien realmente tiene el poder es el subconsciente, ¿por eso es tan difícil cambiar hábitos de pensamiento?
Es millones de veces más poderoso y más importante que la mente consciente. Utilizamos el subconsciente el 95 por ciento del tiempo.

Pero no lo podemos controlar.
Lo puedes reprogramar. La información del subconsciente se recibe en los primeros seis años de vida. Eso que aprendiste en esos años se convierte en el conocimiento fundamental de tu vida. Por tanto, hay muchos estudios que demuestran que las enfermedades que tenemos de adultos, como el cáncer, tienen que ver con la programación y el entorno que vivimos en los primeros seis años de vida.

Los comportamientos que vienen del subconsciente no los percibes y pueden estar haciéndote daño

Es decir, los niños absorben también sus enfermedades o sus actitudes negativas, y así se ‘programa’ su subconsciente. ¡Qué gran responsabilidad para los padres! 
La gente, cuando oye esto, se preocupa, se culpa. Pero no eres culpable si tú no sabes que el subconsciente funciona así. No lo sabían nuestros padres, ni nuestros abuelos ni bisabuelos. Ahora bien, cuando lo entiendes, tienes que cambiar tu manera de vivir, porque entonces sí eres responsable. Está demostrado que si un niño adoptado vive en su familia casos de cáncer, en su madurez puede padecer cáncer aunque su genética sea diferente. Sería algo así como conducir un coche: si te enseñaron a conducir mal y has automatizado esa forma de conducir, pues lo más probable es que tengas accidentes. Si te enseñaron a maltratar tu cuerpo con mala información, destruirás el vehículo de tu cuerpo, cuyo conductor es la mente. El futuro es una mejor educación para los niños, incluso en la etapa prenatal.

¿Podemos reprogramar el subconsciente para estar más sanos o ser más felices con nuestra vida?
Los comportamientos que vienen del subconsciente no los percibes y pueden estar haciéndote daño. Quizás te sientes enfermo y echas la culpa a otra cosa. Al cambiar estos programas erróneos en el subconsciente, puedes recrear toda tu vida. Hay varias maneras de hacerlo. Se piensa que, cuando la mente consciente registra algo, la subconsciente también filtra esa informacion, pero no es así. La mente consciente es creativa y la subconsciente trata de todos los hábitos. Si le enseñas al subconsciente algo diferente, se lo enseñas también a la consciente, pero no al revés. Por ello, la manera de reprogramar es repetir y repetir hasta que se crea un hábito. Si leo un libro de autoayuda, mi mente consciente dice: “Sé todo lo que hay en el libro y lo aplico”, pero la subconsciente no se entera de nada. Entonces, piensas: “¿Por que sé tanto y todavía mi cuerpo no funciona?”. Los pensamientos positivos, el conocimiento… solo funcionan el 5% del tiempo, pero el 95% son los hábitos que tengo desde mi niñez. Y esa es la razón por la que los pensamientos positivos no son suficientes. Ayudan, pero no ves muchos resultados. Todo sigue igual hasta que no cambias el subconsciente. Técnicas de psicología basadas en la energía como la hipnosis o el Psych-K son una manera de cambiar el subconsciente, es como un aprendizaje rápido.

Con su investigación, ha aunado ciencia y creencia, un binomio que evita la mayoría de los científicos. ¿Usted cree en la eternidad? 
Absolutamente, sí. No hay dos personas iguales, y lo digo desde el punto vista biológico. Si cojo mis celulas y las tralado a tu cuerpo, no soy yo, el sistema inmunitario las rechaza. En las células hay como una especie de antenas en miniatura. Son receptores y algunos son autorreceptores. Tú tienes diferentes autorreceptores a los míos. Pero los receptores reciben las señales del entorno. Si corto esos receptores, la célula no tiene ninguna identidad, porque no le viene de dentro sino de fuera. Para explicarlo de forma gráfica, diría que el cuerpo es como un televisor: mis antenas captan y reproducen el programa televisivo de Bruce. Esos receptores recogen esa transmisión. Si estoy viendo la tele y se estropea el tubo de la imagen, ha muerto el televisor, pero sigue la transmisión. Así que cojo otra, la enciendo, conecto el canal y vuelvo a ver el programa de Bruce, pero en otra tele, o lo que es lo mismo, en otro ser. Si ese ser tiene los mismos receptores que tienes tú, volverás a estar trasmitiendo lo mismo, pero en otro cuerpo. Esto explica la reencarnación y quiere decir que el cuerpo puede ir y venir, pero la transmisión siempre está ahí.

¿Eso le hizo creer que tenemos espíritu?
Nunca había creído en el espíritu, pero cuando comprobé esto en la célula, me cambió la vida entera. La pregunta que me planteé es: ¿por qué esa duplicidad?, ¿por qué tener un espíritu y un cuerpo? Y la respuesta vino de mis células: si solo existiera el espíritu, ¿a qué sabe el chocolate?  Solo con la parte espiritual, ¿cómo vivir una puesta de sol? ¿Qué se siente cuando se está enamorado? Todas esas sensaciones vienen de las células del cuerpo, que puede oler, sentir, tener experiencias. Recoge todo eso, lo transmite al cerebro. Se convierte en vibraciones y lo transmite a la fuente del ser. Si se muere mi cuerpo, mi fuente de ser y mi espíritu tienen la memoria hasta que tenga otro cuerpo. La lección más importante es que estar vivo es un regalo, una alegría por todo lo que podemos sentir. Cuando hagamos eso, todo el mundo estará sano.

Vía: El Correo del Sol

Taller Feldenkrais: Cada paso es una oración: encontrando las sagradas historias en el cuerpo

Barcelona taller Lavinia

Con Lavinia Plonka. Del 3 al 6 de julio en Barcelona

Los signos de la cruz, hacer reverencia, arrodillarse, bailar u otras posturas determinadas, son sólo una manera de canalizar experiencias transcendentales. ¿qué ocurriría si hubiera una base fisiológica-científica para estas opciones? ¿Es posible que nuestros corazones alberguen, como está mencionado en ambos escritos el Védico y Cristiano, la palabra de Dios?
Hay dos puntos de vista de la experiencia humana. La era de la Razón cambió el cuerpo en una máquina que operaba mecánicamente por medio de las órdenes de la mente. Pero nuestros antepasados veían al ser humano como un viaje espiritual. El cuerpo era como una vasija sagrada, una metáfora para expresar lo divino; desde los Incas quién llevaban huesos pélvicos como máscaras para simbolizar la inmortalidad, hasta los antiguos egipcios quiénes llamaban al corazón “el sol en el hombre.”
En un ambiente seguro y enriquecedor, irás entendiendo qué quiere decir el concepto de encarnar: experimentar y sentir en el cuerpo.

EL TALLER

Cada día exploraremos diferentes temas que están relacionados con la relación cuerpo-mente-espíritu mediante las lecciones de Toma de Conciencia a través del Movimiento del Método Feldenkrais. Lavinia nos llevará mediante movimientos, discusiones, creatividad a viajes internos, basados en sus años de investigación. Utilizará diferentes recursos desde el Tarot, Dervish, Chakras, Gospels Gnósticos, Mitología hasta la Neurociencia, entrelazando y relacionando lo humano con lo espiritual.

El taller se dará en Inglés con traducción simultánea al español.

Temas:

  • El camino del loco / Apertura a lo desconocido
  • Cielo y Tierra / Lo mismo arriba que abajo
  • Las leyes de la vibración / Sonido y Curación
  • Encarnando al orador / El Poder de nuestras manos
  • Quietud y Trance
  • Y mucho más…

Maravilloso y excelente Este tema está en mi corazón – la fusión del grupo hablando en movimiento. Amey Miller

A QUIÉN VA DIRIGIDO

  • Profesores - Profundizar en la relaciones en su tema particular
  • Consejeros-terapeutas - Aprender a reconocer los arquetipos y patrones en el cuerpo
  • Profesores/Entrenadores/Terapeutas corporales - Aprender a conectar las tensiones y lesiones con aspectos más profundos del ser humano
  • Investigadores - Experimenta un retiro de sanación para el cuerpo/mente y espíritu

A todas aquellas personas interesadas en un profundo autoconocimiento y desarrollo personal y/o profesional, que desean obtener en su vida cotidiana más eficiencia y aumento de su potencial para la acción, mejorar e incrementar su bienestar, salud y calidad de vida. También se dirige a todo tipo de profesionales: actores, terapeutas, profesores, músicos, bailarines, profesionales de la salud, de la educación y de la empresa.

Pueden realizarlo todas las personas, independientemente de su edad y condición física ya que no hay una sobre exigencia, sino que se aprende a tomar control de las propias capacidades mediante sencillos ejercicios.

No sé cómo expresar cuanto me ha gustado el taller. Los videos estuvieron fantásticos. La gestalt fue genial. Recordaré está experiencia gratamente. Sandy Wright – Feldenkrais Practitioner.

Acerca de Lavinia

Lavinia ha estudiado la relación entre el cuerpo y lo sagrado durante 30 años. Además tiene 20 años de experiencia enseñando el Método Feldenkrais. Se ha dedicado profundamente al estudio de las artes sagradas como: Tarot, yoga, aikido, los movimientos de Gurdjieff entre otros. Su investigación se ha basado desde la antropología hasta la mitología pasando por el arte y la danza. Continua su búsqueda para encontrar la relación entre las posibles conexiones biológicas con la intuición y los gestos espontáneos hacia lo divino.

Este taller ofrece una perspectiva innovadora de Feldenkrais en diversas tradiciones sagradas y su relación con el movimiento y la encarnación. Este es el resultado de la pasión de mi vida: el estudio de la relación entre el movimiento y el significado. Espero que se unan a mí para esta inmersión en el bodymindspirit. Lavinia Plonka

Si te inscribes antes del 15 de Abril, hay descuento!

Toda la Información del Taller en español.

Toda la Información del Taller en inglés.

Curso de Introducción a la Kábala

La Kábala nos permite encontrar una forma de vida en donde la materia y el espíritu conviven en armonía y sin discrepancias. Su estudio te permitirá encontrar el equilibrio entre cuerpo y espíritu la combinación ideal para encontrar la felicidad.

curso Moshe

Mudras, el lenguaje sagrado de las manos

El sustantivo mudrā proviene del adjetivo mudrá, que significa *alegre, gozoso*, y que a su vez proviene del sustantivo mud *gozo*. Mudrā también significa *sello* o *anillo para sellar*(que era un símbolo del rey).
En el marco del budismo y el hinduismo, un mudra es un gesto sagrado hecho generalmente con las manos. Según sus practicantes, cada mudrā posee cualidades específicas que favorecen al propio practicante. En el hinduismo se considera que hay 24 mudrás principales. Junto con los āsanas (posturas corporales), los mudrás se emplean en la meditación budista y en el yoga hinduista. Los gestos manuales comunes forman una parte importante de la iconografía hinduista y budista. En japonés el mudrā se denomina 印相 (inzō).

Los mudras son movimientos de yoga que se realizan con los brazos y las manos. Son extremadamente sencillos, pero tan poderosos que transformarán tu vida. ¿De qué forma? Simplemente liberando la energía bloqueada en el interior de tu cuerpo en los canales de energía llamados nadis y en los centros energéticos denominados chackras. Disponiendo y dirigiendo dicha energía a través de los mudras, podrás alcanzar sus objetivos y tener la capacidad para solucionar los problemas de la vida diaria.
No es necesario haber practicado yoga antes. Si puedes mover tus manos y brazos, podrás utilizar los milenarios Mudras sanadores para enriquecer tu vida dedicándoles tan solo unos pocos minutos al día.
En las manos, al igual que en los pies, están reflejados todos nuestros puntos corporales y por ello las diferentes posiciones ayudan a desbloquear aquellos que estén inarmónicos.
Los mudras son los gestos corporales que se utilizan especialmente en el Hatha-Yoga, también son utilizados en otros tipos de meditación.

Estos gestos nos permiten canalizar adecuadamente la energía a través de nuestro cuerpo así como facilitar la consecución de numerosos objetivos como la sanación física y emocional.
Hay mudras muy completos que implican a todo el cuerpo, pero también hay mudras muy sencillos e igualmente poderosos que sólo requieren de nuestras manos para alcanzar nuestros objetivos.
Para practicarlos no es necesaria una gran habilidad, sino bastante práctica, especialmente con aquellos que son muy complicados. Los dedos se van uniendo entre sí de maneras muy diversas y con presiones muy diversas donde a veces sólo es necesario un leve roce y otras se necesita una gran presión.
Debido a la diferente cualidad de cada uno de ellos, es recomendable utilizarlos durante un tiempo determinado que suele ir de 3 a 45 minutos y generalmente es conveniente realizarlos una vez al día como mínimo.
Es importante tener en cuenta en el caso de utilizarlos para la sanación física, su cometido es solamente apoyar tratamiento que estemos utilizando para sanar, haciendo que sea más eficaz y que la enfermedad sane con mayor prontitud.

Resumiendo, un mudra es la posición que se realiza con los dedos de las manos, para abrir o cerrar circuitos de energía, según se requiera en un trabajo determinado de meditación. La forma de hacer los Mudras, debe de ser suave y completamente relajada, la unión de algunos de los dedos en cada uno de los Mudras tienen significados especiales, para efectos de trasladar nuestra consciencia al nivel requerido, o para hacer el trabajo determinado en que nosotros estamos inmersos.

Algunos ejemplos de Mudras:

mudra manoMucha gente realiza inconscientemente este mudra cuando está pensando en algo, o simplemente cuando está descansando. Lo que no saben es que están haciendo un mudra de los más poderosos para aprovechar la energía y el poder que existe en nuestro sexto chakra, o también llamado tradicionalmente “tercer ojo”.
Realizar este mudra durante unos minutos todos los días puede ayudarnos a equilibrar la energía de este centro de poder.
Seguro que si te paras a pensar un poco vas a descubrir que este mudra ya lo habías realizado antes en algún momento. Quizá mientras escuchabas a alguien, quizá mientras pensabas. A lo mejor no era exactamente igual, pero sí muy parecido. A partir de ahora ya sabes que es un mudra muy poderoso cuya función principal es concentrar tu energía para ayudarte a que tus deseos se hagan realidad.
Además también es muy útil en casos de confusión o desesperación, puesto que nos ayuda a despejar la mente y clarificar nuestras ideas y sentimientos.
Es un “mudra de salvación”, en el sentido de que realizándolo en un momento crítico, te ayuda a sobrellevar ese momento mucho mejor. Es por esto que debe estar siempre en tu “botiquín” de mudras.
Para realizar correctamente este sencillo mudra sólo tienes que juntar las yemas de todos los dedos de tu mano tal y como se te indica en la foto.
Si deseas utilizarlo como herramienta para conseguir tus deseos lo que debes hacer es proyectar una imagen mental de lo que deseas mientras realizas este mudra. Haz la petición tantas veces como desees.
Puedes acompañarlo con algún tipo de meditación.

mudra manos2Si tienes Dolor lumbar puedes hacer Paschima Mudra que Alivia la tención crónica de los músculos de la región lumbar, reduciendo la presión sobre los discos y nervios.
- Mano Derecha – el pulgar toca la punta dos dedos medio Y meñique, los dedos índices y anular permanecen estirados
- Mano Izquierda – el pulgar presiona a uña del índice formando un círculo.

mudras manos3Síndrome Pre-Menstrual
Yoni Mudra
- Equilibra el sistema reproductor femenino.
- Entrelaza los dedos para adentro, estira los índices para el frente y los pulgares para atrás. Manos colocadas 4 dedos abajo del ombligo.

mudras manos 4 Kapota Mudra
- Genera un sentimiento de bien-estar y abre el corazón a nivel emocional.
- Junta las palmas de las manos y después abre un espacio entre ellas como el pecho de una paloma. Más ejemplos de Mudras.

FELDENKRAIS TODOS LOS DÍAS! MANOS EN ORACIÓN